.

Entorno

Reservas Online

Fecha de Entrada
Fecha de Salida
Tipo de habitación
  Wifi gratuito
 Confirmación inmediata
  Reservas 100% seguras

Monumentos

La iglesia en honor Nuestra Señora de la Asunción, las ermitas de san Juan Bautista, la Virgen de Erkuden, la de San Pedro compartida con el vecino pueblo de Urdiain donde según reza la cabezera en dicha ermita fue supuestamente coronado el primer rey de Navarra y la ermita en honor del Santo Cristo de Otadia a la postre el patrón de Alsasua.

Monumentos civiles

El monumento megalítico de Balankaleku, los de Munaan I y II, y el de Saratxakotegi.

Festejos

Alsasua, además cuenta con festejos llenos de tradición y cultura como son los Carnavales, Feria de Ganadería (3er fin de semana de octubre), la fiesta de Santa Agueda (5 de febrero), San Juan (23 y 24 de junio), la fiesta de la Cruz de Mayo (primer fin de semana de mayo), la Romería de San Pedro (29 de junio) y sin olvidar sus fiestas patronales (13-18 de septiembre)

Historia

La tradición cuenta que el primer rey de Navarra, García Ximénez, fue coronado en Alsasua concretamente en la ermita de San Pedro. Aunque esto esta sin confirmar, forma parte de las leyendas y tradiciones que hay que conservar.

Con la grafía de Alssatssu y otras variantes menores consta ya en el siglo XII como uno de los lugares de la Burunda de la que no se segrego como municipio propio hasta 1846. Era villa de señorío realengo, que liquidaba su percha globalmente con la de todo el valle, como se comprueba ya en 1280. Ello supone que no había tenido efecto el proyecto de Sancho VII el Fuerte (1208) de reagrupar la población de la Burunda en un núcleo más fácilmente defendible y organizado. En la gran depresión del siglo XIV su término debió fagocitar los poblados cercanos de Angustina, Argiñano, Erkuden, Saratsua y Ulayar. Aunque no obtuvo rango de buena villa y representación en las cortes del reino, su emplazamiento la convirtió tempranamente en cabeza de valle. Los reyes Catalina y Juan III la liberaron en 1498 de la percha denominada Gallurdea.

Alsasua y el valle de la burunda por su posición estratégica han sido escenario de numerosas guerras, sobre todo desde finales del siglo XVIII y durante la primera mitad del XIX. Así en la guerra de la Convención (1793-1795) las tropas francesas ocuparon el norte de Navarra y saquearon Alsasua (1795).

En 1863 se inauguró la estación de ferrocarril y en 1907 Alfonso XIII convirtió el lugar de Alsasua en "Muy ilustre Villa" sancionando así su rápido crecimiento demográfico e industrial.
En la Guerra Civil, Alsasua fue rápidamente ocupada por los golpistas, que eran principalmente requetés de tierra Estella. Muchos alsasuarras tuvieron que huir y otros fueron fusilados.
En el siglo XX y más concretamente en la década de los cincuenta, Alsasua experimento un importante desarrollo industrial. Eso supuso un gran proceso de inmigración de personas procedentes de varios puntos del estado, sobre todo de Extremadura. En consecuencia la población de Alsasua se incrementó espectacularmente: de los alrededor de los 1000 habitantes de 1850, paso a los 7250 en 1981, estabilizándose la población a partir de esa fecha.